Cuidados básicos y corte de uñas para corredores

Son muchos los corredores que con la fiebre del running han empezado a entrenar cada vez más y más buscando el poder competir en pruebas de media y larga distancia. Estamos cansados de oir que cuando vamos a iniciar este tipo de actividad física es recomendable hacerse previamente un estudio de la pisada para conocer cómo corres, los problemas que podrás tener y si necesitas o no llevar plantillas, pero… ¿qué ocurre con cuestiones tan básicas como el corte de uñas? Pues si bien utilizar plantillas a medida es en muchas ocasiones la solución a gran parte de los problemas biomecánicos de los corredores, otra pequeña parte de ellos acude a consulta porque se le clava la uña y le molesta mucho al correr. Los problemas de ”uñas encarnadas” se conocen profesionalmente como onicocriptosis y según la gravedad podemos clasificarla en distintos grados. Cuando la uña se incrusta puede hacerlo en los canales (laterales) del propio dedo o bien en el de los dedos contiguos, así que tendremos que revisar muy bien todos los dedos y la zona donde puedan contactar unos con otros. Como aspectos a tener en cuenta podemos destacar:

 

  • Realiza el corte o limado de uñas entre 7 y 10 días antes de la prueba.
  • Este corte debe ser lo más recto posible, respetando la propia morfología de la uña y que no sean ni demasiado cortas ni demasiado largas, debiendo sobresalir en torno a 1-2 mm por el borde libre de la uña.

    corte_unas_running_podologo_tuspies
    Corte Uñas.
  • Mejor lima los bordes para evitar picos y aristas que te puedan lesionar.
  • Revísalas cuando llegues a casa para asegurarte de que se encuentran bien y/o busca también manchas que pudieran ser susceptibles de ampollas y/o hematomas subungueales.
  • Si te salen ampollas y/o te molestan las uñas drénalas para evacuar el contenido y reducir el nivel doloroso. Si esto te ocurre con demasiada frecuencia sospecha que puede guardar relación con la superficie por la que corres, tu tipo de entrenamiento o la forma de atarte las zapatillas (revisa este enlace para ver cómo atarte las zapas: http://www.huffingtonpost.es/2015/04/16/atarse-cordones_n_7078324.html ). Otra opción es utilizar apósitos hidrocoloides y otras cremas lubricantes e hidratantes para prevenirlas.
Apósitos para prevenir ampollas.
Apósitos.

Clínica Podológica TUS PIES.
Crema antirrozaduras

  • Utiliza zapatillas que sean 0,5 cm más largas que el dedo más largo de tu piey con la horma lo suficientemente ancha como para que te encuentres cómodo. Así evitarás los impactos producidos por el vaivén de tu pie dentro de la zapatilla y que se pongan las uñas negras.
  • En la medida de lo posible intenta evitar el uso de esmaltes y/o otras sustancias que oculten la coloración de la piel, así podrás ver cómo cambia el color de tus uñas.

 

 

Origen: Cuidados básicos y corte de uñas para corredores – Blog de podología y fisioterapia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *